Síguenos

Inicio » Marcas y modelos » Ford

Ford Focus RS III 2.3 EcoBoost

Escrito por: Víctor M. Fernández - 26 diciembre 2016

El Ford Focus RS “ha marcado la carretera” en cada una de las tres generaciones producidas hasta la fecha, huellas imborrables de coches que han puesto el listón muy alto en su momento y que han permitido a sus conductores disfrutar de la conducción con pocos filtros y grandes sensaciones.

El primer Ford Focus RS de 215 CV (2002), ya se ha convertido casi en un coche de culto, todo un devorador de curvas, capaz de movernos por carreteras de montaña a un ritmo endiablado, aprovechando la eficacia de su diferencial autoblocante y la ausencia de ayudas electrónicas, que lo hacen más exigente de conducir pero incrementan las sensaciones de conducción hasta el extremo.

El segundo Ford Focus RS (2009), marcó todo un bombazo a nivel visual, desvelando ya con su imagen sus radicales intenciones. El motor 2.5 Turbo de cinco cilindros en línea y 305 CV de potencia parecía toda una herejía para un coche de tracción delantera, pero su eficaz autoblocante Torsen y afinada suspensión delantera de pivote desacoplado permitían aprovechar toda la caballería con la única condición de saber dosificar el acelerador, de nuevo sensaciones máximas acrecentadas por un eje trasero muy “ágil”, que no suponía ningún problema de seguridad con las ayudas electrónicas activadas pero aportaba un toque de radicalidad a los que saben aplicar técnicas de conducción avanzada.

Y, en 2016, el Ford Focus RS 2.3 EcoBoost de tercera generación (350 CV) ha dado una vuelta de rosca más en el engranaje de la emoción, introduciendo además novedades tan interesantes como su elaborado sistema de tracción total “Ford Performance All Wheel Drive”, la suspensión con amortiguación regulable, el sistema de escape deportivo con doble tramo, el control de arrancadas “Launch Control” y la selección de cuatro modos de conducción (“Normal”, “Sport”, “Circuito” y “Drift”) en donde destaca el programa “Drift”, indicado para facilitar los “Derrapajes” al conductor.

02_Ford-Focus-RS-23-Ecoboost-PruebaCon todo esto, el Focus RS III se ha convertido en el “RS” más rápido y eficaz fabricado hasta la fecha, pero también es la versión deportiva de Ford más asequible y fácil de conducir rápido, aunque no por ello carente de sensaciones, si por sensaciones fuertes entiendes una aceleración de 0 a 100 km/h en tan solo 4,7 segundos y una velocidad máxima de 266 km/h.

Tampoco se ha descuidado la imagen exterior, que en el Ford Focus RS III rezuma deportividad por los cuatro costados, con prominentes elementos aerodinámicos, grandes tomas de refrigeración y unos anchos neumáticos (235/35 ZR19) montados sobre llantas de aleación de 19 pulgadas de diámetro.

Nos vamos a quedar con las ganas de ver esta nueva versión “RS” con una carrocería de tres puertas, pues el Focus RS III solo está disponible con carrocería “Berlina” de cinco puertas (ningún Focus de la tercera generación cuenta con carrocería de tres puertas).

En realidad, también es cierto que su imagen sigue siendo imponente y en esta configuración resulta mucho más funcional en el uso cotidiano, si hay alguien a quien le importe la funcionalidad en un coche de estas características.

03_Ford-Focus-RS-23-Ecoboost-PruebaEl interior es, quizá, el punto en el que menos diferencias encontramos al volante del Focus RS III respecto a otro Focus con acabado deportivo, aunque los anagramas “RS” y los bordados en color azul realcen su discreta personalización. Eso sí, con los asientos bacquet (“Recaro RS”) opcionales que llevaba nuestra unidad de pruebas, te sentirás todos los días al volante de un coche “de carreras”.

Enfrente encontramos interesantes rivales que no alcanzan su nivel de potencia, como el Audi S3 2.0 TFSI quattro (310 CV), BMW M140i (340 CV), Honda Civic Type-R (310 CV) o Volkswagen Golf R 2.0 TSI (300 CV), pero también se enfrenta a otros modelos más “poderosos”, como el Audi RS 3 Sportback (367 CV), el BMW M2 Coupé (370 CV) o el Mercedes A 45 AMG 4Matic (381 CV), siendo el Focus RS III (350 CV) el que, probablemente, ofrece la mejor relación entre precio, prestaciones y nivel de equipamiento.

Si quieres conocer más detalles sobre cómo es el Ford Focus RS 2.3 EcoBoost, pincha aquí.

Y si quieres saber a fondo cómo va “a fondo”… pulsa el botón de arranque y continúa leyendo nuestras impresiones al volante. ;-)



Nota: Los precios reflejados en esta información corresponden a la fecha de publicación.

Déjenos su comentario

Su Email nunca sera revelado. Datos requeridos *